ETIOPÍA, EL MÁS DISPAR DE LOS PAÍSES AFRICANOS

Posted by

Rift-Valley Expeditions, 10 de julio de 2022

Etiopía es un destino diferente. Una inmersión al más dispar de los países africanos.

Origen de la Humanidad, puerta de entrada del Cristianismo en el continente, ejemplo de variedad cultural y religiosa, Etiopía es también naturaleza salvaje, diversidad, riqueza antropológica y que, sin duda, sorprenderá gratamente.

La ruta del Valle del Omo Clásico es una inmersión a uno de los lugares de mayor riqueza antropológica del mundo. Viaje de gran diversidad tribal y paisajística, la experiencia permitirá adentrarse y conocer etnias como los Mursi, Hamer, Konso o Dasanetch.

La aventura, además, incluye la visita al parque nacional de Nechisar Park y su recóndito lago Chamo, así como un safari en barca para ver hipopótamos, cocodrilos y aves diversas.

Comenzaremos por el Valle del Omo para conocer a etnias como los Mursi, Hamer, Konso o Dasanetch, y visitaremos el parque nacional de Nechisar Park y el lago Chamo, haciendo un safari en barca para ver hipopótamos, cocodrilos y aves diversas.

En la segunda parte del viaje visitaremos Lalibela, un pequeño milagro. Uno de los conjuntos arquitectónicos más sorprendentes del mundo. Lalibela, mágica y litúrgica, es una visita imprescindible no solo en Etiopía, sino de África.

Centro de peregrinaje del cristianismo ortodoxo etíope, Patrimonio de la Humanidad de la Unesco y viaje al pasado. Contemplar sus iglesias excavadas en roca entre ritos y plegarias es una experiencia para no perderse.

Una extensión a la denominada “Jerusalem africana” como complemento a un viaje a Etiopía.

Una interminable fila de sacerdotes, con sus solemnes vestiduras, avanzan con cruces en mano y al ritmo de tambores y cánticos. El espectáculo, sublime, es uno de los episodios del Timkat o Epifanía, la fiesta ortodoxa cristiana más importante de Etiopía. En ella se conmemora el bautismo de Jesús por San Juan Bautista en el río Jordán.

Durante tres días se celebran actos y procesiones colorista, misas nocturnas y baños sagrados.  Las ceremonias religiosas no cesan.

El programa propone conocer de cerca, y en primera persona, esta festividad. Por otro lado, también podremos visitar Bahar Dar y el lago Tana y la mágica Lalibela.

En definitiva, en estas rutas volveremos con una completa visión del país en un fantástico viaje que se detendrá, asimismo, en mercados locales, ceremonias religiosas y tribales de gran valor cultural.